“A una mujer que se le marquen los pezones significa que es fácil”.

Eso me escribió una mujer por DM, luego de haber sido sacrificada con comentarios de odio en las redes solo porque se atrevió a subir una foto en la que se le marcaba levemente el pezón, debajo de una blusa negra que llevaba puesta.

Porque “una mujer que se respeta siempre usa sostén”. Eso le dijo una sociedad que solo aprueba que las mujeres muestren y revelen que tienen senos cuando es para satisfacer el placer masculino. Y en un escenario controlado y construido para complacer al falo.

Porque si la mujer decide no usar sostén, si se le ocurre salir cómoda y disfrutar la libertad de solo usar blusa, tendrá que prepararse para enfrentar su desobediencia.

Porque la osadía de confirmarle a la sociedad que sus senos y sus pezones no son objetos sexuales, que son parte de un cuerpo en el que ella habita, es una manera de mostrar que no es una muñeca con la que se puede jugar.

Es una manera de recordar que sus pezones no son una invitación sexual ni un medidor de respeto social.

Y por eso es atacada y criticada hasta por las mismas mujeres.

Por eso, una mujer dándole el pecho a su bebé en público es una mala palabra para muchas personas.

También puedes leer:  El esposo de mi amiga que busca novia

Porque los senos solo tienen un “dueño” según la ignorancia del prejuicio.

Solo a los hombres se les permite que se le marque el pene con cualquier pantalón y en cualquier escenario, porque demuestran que el misil está ahí dispuesto a dispararse.

Por eso, en mi mundo el sostén es una opción y la comodidad una elección.

Quizás, por eso quienes deciden moverse para romper las cadenas molestan tanto, porque el ruido despierta.

Video recomendado:

Rexpuestas en Youtube ¡SUSCRÍBETE!

Comparte este artículo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba